¿Cómo guardar el alimento de tu perro?

Las malas condiciones de almacenamiento pueden hacer que el alimento pierda su valor nutricional o incluso puede causar un cuadro gastrointestinal en tu mascota como vómitos y/o diarrea.

Consejos para almacenar correctamente el alimento de tu mascota:

1. Guarda alimento seco y golosinas en su empaque original

El alimento concentrado en extrusado o comúnmente conocido como pellet debe ser almacenado siempre dentro de la bolsa en la que viene. Si quieres puedes poner la bolsa dentro de otro contenedor para evitar que pueda ser rota por tu mascota o por otros animales. 

La bolsa contiene información como la tabla guía que te indicará la cantidad de alimento que debes darle a tu mascota. también contiene la fecha de expiración del alimento y el código de barras que indica el número de lote. Este número es muy importante, sobre todo si llegaras a tener algún problema con el producto.


2. Revisa las condiciones de almacenamiento

Las condiciones óptimas para almacenar el alimento de tu mascota estarán indicadas en el envase por lo que debes asegurarte de leerlo.

El alimento seco, las golosinas y las latas sin abrir deben ser guardados en un lugar fresco, seco y a la sombra al que no tengan acceso tu mascota u otros animales o insectos. 

El calor puede hacer que algunos nutrientes como las vitaminas pierdan su valor nutricional y la humedad puede hacer que microorganismos indeseables como hongos crezcan en el alimento. Las grasas del alimento seco se oxidan y enrancian cuando entran en contacto con el aire por lo que debes cuidar de cerrar muy bien la bolsa y el contenedor en que mantengas el alimento. 

 

3. Refrigera el alimento húmedo

Una vez abras las latas de alimento debes sacar el alimento en su interior. Nunca guardes este alimento dentro de la misma lata. Saca la porción que vas a darle a tu mascota y el resto guárdalo en un recipiente de vidrio o plástico en el refrigerador por hasta una semana. Si no se consume dentro de este periodo debes desecharlo.

 

4. No mezclar lotes diferentes de alimentos

Nunca mezcles el alimento recién abierto con uno que ya tengas abierto. Es mejor esperar a que se desocupe por completo una bolsa de alimento antes de abrir una nueva. Una vez que abres una bolsa, el alimento en ella empieza a acumular microorganismos y a oxidarse por el contacto que tiene con el ambiente. Cuando mezclas este alimento con uno recién abierto lo que haces es restarle vida útil al nuevo alimento por lo que perderá su valor nutricional antes de lo indicado en la fecha de expiración por el fabricante. 

Además de esto recuerda mantener siempre limpios los los platos de comida y de agua de tu mascota y proporcionarle agua fresca a libre disposición. Compra el alimento de tu mascota solo en comercios establecidos y procura que el envase en el que viene venga completamente sellado. 

 

Finalmente no olvides lavar bien tus manos con agua y jabón antes y después de manipular la comida y platos de tu mascota. 

Nos preocupamos por el cuidado integral de tu mascota

Tenencia responsable

Calidad certificada por DICTUC

Tips y consejos